Gobierno y comunidades autónomas han acordado este lunes en la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural, que ha estado presidida por el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, el reparto de 107,4 millones de euros para distintos programas vitivinícolas para 2023 recogidos en el Programa de Apoyo al Sector Vitivinícola Español (PASVE).

En concreto, se ha autorizado la distribución de 69,7 millones de euros entre las regiones para la medida de reestructuración y reconversión de viñedos, así como la lista definitiva de solicitudes de ayuda de la quinta convocatoria de la medida de inversiones por valor de 37,7 millones de euros.


Advertisement

Planas ha señalado que es «muy importante» proceder a este reparto en este momento, para que las comunidades autónomas puedan empezar a gestionar tanto el pago de los expedientes correspondientes a pagos pendientes como la aprobación de las nuevas solicitudes.

Respecto a las ayudas concedidas al programa de inversiones, en la sectorial se han autorizado un total de 219 proyectos, a las que se han asignado 37,7 millones de euros correspondientes al ejercicio 2023.


Vinícola de Tomelloso

APROBADO EL PROGRAMA ESPECÍFICO DE CONTROLES DE EXPLOTACIONES DE PORCINO

Por otro lado, la Conferencia Sectorial ha aprobado el programa específico de controles de explotaciones de porcino, para garantizar una aplicación efectiva y homogénea del real decreto de ordenación de las granjas porcinas intensivas, aprobado en 2021.

El titular de Agricultura ha destacado el amplio consenso alcanzado en la elaboración de este programa, que ha recogido la mayoría de las sugerencias aportadas por las regiones.



Esta es la primera vez que se aprueba un plan de este tipo, que implica inspeccionar a las explotaciones porcinas para comprobar que se cumplen los requisitos que dieron lugar a su autorización.

Se configura como un mecanismo de coordinación con las comunidades autónomas, que son las autoridades competentes para garantizar el cumplimiento de esta normativa en sus respectivos territorios.



Agricultura ha precisado que su intención es completar este programa de control con la redacción de documentos de guía que faciliten el proceso de inspección.

Por último, en el reunión se ha aprobado el plan estratégico 2022-2024 del Plan Nacional para hacer frente a la resistencia a los antimicrobianos (PRAN), que da continuidad a los dos planes anteriores que estuvieron en vigor desde 2014 a 2021, y que incluye medidas claras y precisas en las que trabajar para los próximos años.



En la elaboración del plan han colaborado todas las autoridades competentes a nivel nacional y autonómico, tanto en materia de salud humana como animal, lo que proporciona un ámbito de trabajo completo de acuerdo con el enfoque ‘one health’.

Planas ha indicado que la resistencia a los antibióticos está en la agenda de salud pública como un punto destacado, que aparece reiteradamente en todos los foros internacionales de debate, donde se comparte la idea de que «la mejor manera de luchar contra este problema es reducir el uso de los antimicrobianos y utilizarlos de manera responsable».



«La aplicación de estos planes frente a la resistencia a los antibióticos ha sido muy positiva en España, ya que ha servido para mejorar la concienciación sobre la reducción del uso de los antimicrobianos y utilizarlos de manera responsable. Vamos por el buen camino y felicito por ello a todos los implicados», ha subrayado el titular del ramo.

En este sentido, el Departamento ha puesto en marcha el Sistema Informático Central de Control de Prescripciones Veterinarias de Antibióticos (Presvet), una herramienta para la monitorización y vigilancia de las prescripciones de antibióticos en las explotaciones ganaderas para poder adoptar las medidas que se precisen para su control.



CASTILLA-LA MANCHA

De la Conferencia Sectorial, el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha destacado la transferencia de fondos para el sector vitivinícola. Del total de los 69 millones de euros para reestructuración de viñedo, un 48,5 por ciento de los fondos han ido a parar a Castilla-La Mancha.

Son un total de 33 millones de euros, siendo la región que más fondos recibe, reconociéndose el «liderazgo» en este sector de la Comunidad a nivel nacional. En este sentido, ha remarcado que «nos va a permitir modernizar el sector vitivinícola en el año 2023», unos fondos «que utilizamos muy bien porque cada vez nos adaptamos más a los deseos de los consumidores», ha puntualizado.



Además, ha informado la Junta en nota de prensa, el consejero ha resaltado la línea de inversiones del sector vitivinícola para el cual llegarán a la región más de 10 millones de euros para una inversión total de 27 millones de euros que realizarán 25 empresas, lo que significa que «uno de cada cuatro euros que se distribuyen de esta línea vienen a Castilla-La Mancha», ha finalizado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí