Los ataques de lobo han vuelto a la comarca de la Sierra Norte de Guadalajara y, en los últimos días, dos ganaderos de Atienza (Guadalajara), Samuel y su hermano Rodrigo, han perdido en cuatro ovejas que atribuyen a este mamífero cánido.

Samuel iba con el ganado cuando el lobo atacó a sus ovejas, y aunque no lo vio porque su rebaño es muy grande, cuando se dio cuenta se encontró a varias ovejas muertas y algunas más que actuaban como si fueran «vitorinos».

Samuel no ha querido dar cuenta de estos ataques ante la Administración regional porque, según ha dicho, la última vez que lo hizo, tras el ataque a sus vacas, la respuesta fue que había remitido los papeles fuera de plazo, apenas un día, y no se lo admitieron.

Ahora no está dispuesto a seguir perdiendo su tiempo en esto y prefiere no llevar a cabo los trámites porque desconfía y no quiere dejar de trabajar «con tanto papeleo».

  • AMFAR - Educación Mujeres Rurales
  • AMFAR

«Creo que si el lobo sigue por libre en la comarca nadie querrá quedarse en los pueblos de esta zona y menos dedicarse a la ganadería. Es una vergüenza», ha señalado, cansado de una situación que con la llegada del invierto aún es posible que se haga más dura.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí