El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha remitido una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para poner a su disposición a la Comunidad Autónoma que preside y a su Ejecutivo regional ante la nueva situación de Afganistán tras la entrada del régimen Talibán en el poder.

«Para muchas mujeres y niñas es cuestión de vida o muerte, ya sea porque han cursado estudios, porque trabajan fuera de casa o porque han colaborado con las fuerzas internacionales en la construcción de un Estado Democrático ya desaparecido. Todo ello las coloca en una posición de vulnerabilidad extrema y, de hecho, hoy ser mujer en dicho país es un peligro para la integridad física y moral de millones de mujeres», continúa el escrito.

Ante esta situación y este «problema de enorme envergadura que un Estado por sí solo no puede abarcar», García-Page ve necesario «algún tipo de respuesta internacional eficaz para quienes hoy ven peligrar su vida claramente».

La respuesta «debe ser ordenada y desde la máxima lealtad institucional», razón por la que se pone a disposición del Ejecutivo central para que, «en el caso de articularse una respuesta, lo sea con el concurso de las comunidades autónomas y mediante la coordinación estatal». «Y, por su puesto, reitero la absoluta disposición de Castilla-La Mancha para formar parte de esa respuesta en lo que se precise», concluye el presidente autonómico.

Advertisement

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here