El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha avanzado que su Consejo de Gobierno aprobará el techo de gasto como punto de partida de la elaboración de presupuestos para 2022 el próximo martes, aprovechando este anuncio para avisar de que si tiene que elegir entre «despidos, recortes o listas de espera interminables», prefiere recurrir a otros «porcentajes de déficit».

Durante un acto institucional donde ha colocado la primera piedra del nuevo centro de salud de Tomelloso, ha aseverado que este techo de gasto «cumplirá con los compromisos en sanidad, educación y función pública», algo que se hará «sin derrochar».

Ha dicho además que es consciente de que su obligación es «conseguir fondos para la región antes de sacarlos de los bolsillos de los ciudadanos», al tiempo que ha advertido que antes que recortar, habrá que estudiar «otros modelos de financiación autonómica que no vengan a responder al que más chilla».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here