El concejal del PP Francisco Navarro ha informado de la moción que el Grupo Popular llevará al próximo Pleno para que el Ayuntamiento de Albacete se persone como acusación particular, mediante profesionales especializados en causas penales, en aquellos casos en los que existan indicios de que se hayan podido cometer delitos por violencia verbal y/o física contra sus empleados municipales, independientemente del resultado de las lesiones, en atención a las circunstancias de los hechos.

Además, el Grupo Popular solicita al Ayuntamiento de Albacete que garantice a los empleados municipales que hayan sufrido este tipo de agresiones, una protección y atención para evaluar y tratar cualquier daño postraumático por parte de un servicio médico especializado a través de servicios propios o concertados, ha informado el PP en nota de prensa.

Francisco Navarro ha explicado que en el caso del Ayuntamiento de Albacete son numerosos los grupos profesionales que están expuestos a este riesgo y que han sido en algún momento objeto de agresiones, insultos o amenazas por causa de su profesión, como por ejemplo los profesionales de los servicios sociales, atención a personas sin hogar, servicios de atención directa al ciudadano y la Policía Local, por lo que es necesario “visualizar con contundencia que la administración pública valora, respeta y defiende a sus empleados públicos ante cualquier tipo de agresión”.

En opinión de Francisco Navarro, “el Ayuntamiento de Albacete, como empleador, debe velar por la seguridad y protección de sus trabajadores y no permanecer al margen, mostrando su rechazo de forma contundente ante cualquier tipo de violencia hacia sus propios trabajadores porque cuando se producen estos hechos, ocurren por prestar servicios de competencia municipal”.

El concejal ‘popular’ ha asegurado que “es deber de las administraciones públicas concienciar a la sociedad para prevenir y evitar este tipo de violencia que daña gravemente la convivencia y el normal desarrollo de la prestación del servicio público”.

Por este motivo, desde el Grupo Popular consideran que “el Ayuntamiento de Albacete debe tener una reacción activa y dar ejemplo, posicionándose de forma contundente contra este tipo de conductas y de forma especial protegiendo a sus trabajadores, así como desarrollar acciones que sean disuasorias para quienes puedan pretender, en algún momento, cometer algún hecho de este tipo”.

Francisco Navarro ha lamentado que las agresiones a empleados públicos en el desempeño de su profesión son cada vez más frecuentes en todo el territorio nacional, de manera especial entre los profesores, personal sanitario, trabajadores de asistencia social y fuerzas y cuerpos de seguridad, recordando que en la modificación del Código Penal aprobada por el anterior Gobierno del Partido Popular se dio un paso firme en la protección de los empleados públicos, al considerar actos de atentado los cometidos contra funcionarios de Sanidad y Educación en el ejercicio de sus funciones o con ocasión de las mismas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here