El portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha, Nacho Hernando, ha asegurado que lo que hace el Gobierno de España, en relación a los Presupuestos Generales del Estado (PGE) 2018, «se parece a los fuegos artificiales», ya que «parecen muy bonitos, pero la alegría dura escasamente cinco segundos».
Hernando se ha referido de este modo a preguntas de los medios, tras informar sobre los acuerdos alcanzados en el Consejo de Gobierno, en relación a la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado por el Consejo de Ministros este lunes.
«Si nos vamos a lo sólido, cabe recordar que las inversiones cayeron un 27 por ciento en Castilla-La Mancha el pasado año», ha aseverado, a lo que ha añadido que «en muchos de los compromisos del Gobierno de España no se ha ejecutado ni un euro».
 

MISILES DE COSPEDAL

«Quizá a una persona de Castilla-La Mancha le pueda importar más, creo yo que, seguramente menos, cuantos misiles compre Cospedal», ha dicho Hernando, al tiempo que ha aseverado, que lo que le importa a los ciudadanos, a su juicio, «no son cuantos misiles, sino cuantas pastillas pueden comprar en una farmacia».
El portavoz del Ejecutivo autonómico ha añadido que aún «queda una tramitación larga», de unos presupuestos «que no se han tomado la molestia de explicar que inversiones va a haber en Castilla-La Mancha para compensar la reducción del 27 por ciento del año pasado».
Además de no aclarar, para Hernando, como la Comunidad Autónoma «va a recibir la deuda histórica de la dependencia de más de 400 millones de euros».
El portavoz del Gobierno ha asegurado que la bajada de impuestos anunciada por el Ejecutivo de Mariano Rajoy se produce «en un escenario preelectoral», ya que estos se bajan «pero no se dice donde aumenta el gasto». Estos presupuestos, a su juicio, «no plantean soluciones reales, son parches que lo único que compran es un mínimo aliento en un titular».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here