Imagen de archivo


El próximo 25N de 2020 las feministas de toda España harán oír su voz contra las violencias que se ejercen sobre las mujeres. Este año, especial por la pandemia, nos ha desvelado que hay otra pandemia que no recibe la misma atención ni se destinan los mismos recursos para su cura: la violencia machista.

En Castilla-La Mancha se han reunido virtualmente numerosos colectivos, plataformas y asociaciones feministas con el objetivo de coordinar acciones conjuntas que este año, debido al coronavirus, se van a realizar principalmente en las redes sociales con el mismo espíritu unificador, diverso y combativo que se ha hecho en otras ocasiones.

Con el eslógan “ANTE LAS VIOLENCIAS MACHISTAS, UNA MISMA VOZ” las feministas regionales quieren dejar claro que no hay posibilidad de dar un paso atrás en la lucha contra las violencias machistas, que los objetivos son compartidos, que la unidad de acción es una prioridad y que la continuidad de colaboración es un mandato. De esta unión ha nacido el Manifiesto castellano-manchego cuyo título “CONTRA LAS VIOLENCIAS MACHISTAS TODAS HABLAMOS CON UNA MISMA VOZ”, es toda una declaración de intenciones.

En este Manifiesto, las feministas reafirman su compromiso en la lucha por la eliminación de las violencias machistas a la vez que ponen en evidencia el aumento de las desigualdades que la pandemia ha provocado. Las mujeres han sido las más afectadas por ser las que mayoritariamente (en el hogar y en el espacio público) proveen los cuidados, porque han tenido que acatar un confinamiento con sus maltratadores, porque se ha criminalizado el movimiento que las emancipa. El manifiesto recuerda a las mujeres que son doblemente victimizadas por una justicia patriarcal que no las protege de sus victimarios. A las mujeres que, obligadas a prostituirse, se han sentido abandonadas durante el estado de alarma aumentando su vulnerabilidad y su indefensión frente a los explotadores. El manifiesto hace mención también al carácter rural de nuestra Comunidad Autónoma en la que los estereotipos machistas están más arraigados y se produce una mal llamada violencia “de baja intensidad” que, por estar demasiado normalizada, resulta tener un impacto mucho más grande.

Las feministas castellano-manchegas, mediante la campaña que se inicia el 25 de noviembre consistente en la publicación de su Manifiesto y la realización de diversas acciones en redes sociales, unen sus voces para proclamar que la única vía para acabar con las violencias machistas es el Feminismo. Y que aprenden del pasado para caminar firmes hacia el futuro.

Las acciones que se llevarán a cabo en las redes sociales y de forma coordinada tendrá como tema central los zapatos rojos, en homenaje a ElinaChauvet, y serán: la divulgación de un video realizado por la artivistaIvi Verdejo con la intervención de mujeres castellano-manchegas, el cartel de campaña, infografías del Manifiesto y aportaciones de los colectivos que, en esta ocasión, han participado: Almansa Feminista, ARBA Ecofeminista Ciudad Real, Asamblea 7N Alcázar, Asamblea Feminismos Ciudad Real, Asamblea Feminista Toledo, Asociación APROI, Asociación Feminista Milenrama, Colectivo Feminista Yepes, Colectivo Feminista Las Palmiras, Colectivo Feminista Lilith, Feministas de Pueblo, Hipatia de Alejandría, Las Violeteras, Plataforma 8M Sonseca, Plataforma 8M Toledo, Plataforma Abolicionista Ciudad Real, Plataforma Feminista de Guadalajara y Toledo Violeta.

La red regional de feministas está en continuo crecimiento y este 25-N se unirá en torno a los hastag: #25NCLM, #CLMUnaVoz25N, #CLMZapatosSinCamino, #VivasNosQueremos, #PueblosSinViolenciasMachistas entre otros.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre