La Junta de Protectores de la Real Fundación de Toledo ha ampliado sus componentes con la incorporación del Mueso del Ejército, Adolfo Muñoz y Ricardo Sánchez Butragueño, que permitirán a la institución seguir defendiendo “con rigor e independencia” planteamientos a favor de la conservación patrimonial y mejora de la ciudad.

En concreto, el Museo del Ejército, implantado en Toledo desde 2010, se incorpora a la Junta lista de protectores junto con el Grupo empresarial Adolfo, presidido por Adolfo Muñoz y el experto de estrategia empresarial Ricardo Sánchez Butragueño, ha informado la Real Fundación en nota de prensa.


AMFAR  – Fin de Año

Los nombramientos se han producido en el transcurso de la reunión anual de la Junta de Protectores, la primera presidida por Jesús Carrobles, que ha destacado en su intervención “el importante valor” de la Real Fundación en los 30 años que lleva en marcha, y ha repasado los muchos logros de la institución.

“El éxito alcanzado en unos y otros empeños, muestra la capacidad de esta Institución para generar y gestionar proyectos. Ese es el principal aval que tenemos y con el que nos presentamos hoy para decirles que hemos cumplido una labor fundamental y, sobre todo, que queremos seguir desempeñándola”, ha señalado.



Para hacerlo, ha añadido, “necesitamos su ayuda, no sólo mediante la aportación de las cantidades económicas que permiten mantener la Institución sino, también, a través de su implicación en cada uno de los proyectos que queremos emprender en el futuro, que son los que ahora nos preocupan. Solo así podremos abrirlos a la sociedad y conseguir que sean un anhelo de todos”.

La presidenta del Patronato de la Real Fundación de Toledo, Paloma Acuña, también se ha referido al papel que desempeña la Fundación. “La Real Fundación de Toledo no contrapone la defensa del patrimonio con el desarrollo de la ciudad, simplemente intenta que las cosas se hagan lo mejor posible y para ello los procesos y la metodología de trabajo deben ser acordes con una ciudad especial, que exige y merece algo más que la estricta aplicación de la legislación urbanística”.



“El patrimonio cultural no es un obstáculo ni un impedimento, es una oportunidad y un factor de crecimiento”, ha manifestado.

En la jornada, celebrada en la Venta de Aires, empresa integrante también de la Junta de Protectores, participaron, además de Gregorio Marañón y Juan Ignacio de Mesa, el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page; el consejero de Educación, Cultura y Deportes, Ángel Felpeto; el rector de la UCLM, Miguel Ángel Collado; el delegado de Junta en Toledo, Javier Nicolas; el Concejal de Urbanismo, Teodoro García; el obispo auxiliar de Toledo, Ángel Fernández; y el deán de la Catedral, Juan Miguel Ferrer.



Por parte de los protectores del sector privado asistieron Francisco Ivorra, presidente de Asisa; Antonio Fernández, presidente de la Fundación Soliss, Cinta Krahe, presidenta de Inversiones Anglo Españolas; Alejandro y Carmen Fernández de Araoz, de Inversiones Doalca Socimi; José Antonio Clavero, Javier Entrecanales, el Duque de Segorbe y Zuleika Cruz Miramón, de International School San Patricio, entre otros.

Al término de la reunión los asistentes pudieron disfrutar del Requiem alemán de Brahms, ofrecido por la Orquesta y Coro del Teatro Real, dirigido por Ivor Bolton, un magnífico concierto con el que se clausura la V edición del Festival de Música El Greco en Toledo

EURO CAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre