Dos agentes de la Policía Nacional que se encontraban de servicio en la ciudad de Toledo evitaron este domingo el atragantamiento de una menor de tres años de edad que había dejado de respirar al haberse obstruido sus vías respiratorias con una uva.

Los hechos tuvieron lugar sobre las 22.00 horas, cuando se recibió a través del 091 una llamada en la que una mujer solicitaba ayuda ya que su hija, de tres años de edad, se había atragantado durante la cena y no respiraba. De manera inmediata, se desplazaron hasta el lugar dos patrullas de la Policía Nacional.



Los agentes, que fueron los primeros en llegar al lugar, no dudaron en tomar a la pequeña en brazos y realizar la maniobra de Heimlich paramenores, logrando desobstruir sus vías respiratorias y extrayendo la uvade grandes dimensiones que le impedía respirar, ha informado la Policía en nota de prensa.

UN INCENDIO

Sobre las 2.00 horas de la madrugada del domingo se produjo otrallamada urgente que requería de la asistencia inmediata de los servicios de emergencia. En este caso, se trataba de un incendio en la calle Italia, cuyo garaje se encontraba ardiendo y las llamas amenazaban con llegar hasta las viviendas.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre