La Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil ha tomado manifestación a un hombre de 42 años, en calidad de investigado no detenido, por un delito de lesiones graves por imprudencia. Esta persona no respetó una señal de tráfico reglamentaria que indicaba la obligación de detenerse antes de continuar la marcha, lo que provocó su colisión con una motocicleta, cuyo conductor tuvo que ser evacuado al hospital Virgen de la Salud de Toledo.

Los hechos, ha informado en nota de prensa la Guardia Civil, tuvieron lugar el el pasado día 7 de diciembre. Un ciudadano se puso en contacto con la Guardia Civil, a través de su teléfono de urgencias 062, comunicando que en la carretera CM-4010 (Illescas-Seseña), dentro del término municipal de Illescas, se había producido un accidente entre un turismo y una motocicleta, por lo que de forma inmediata se enviaron patrullas de Seguridad Ciudadana y de la Agrupación de Tráfico, a la vez que se movilizaron los servicios sanitarios a través de la sala de 112 de Castilla-La Mancha.

El equipo de Atestados de la Agrupación de Tráfico de Toledo verificó que el siniestro vial se había producido cuando el conductor del turismo realizó un giro en su marcha tras rebasar una señal de detención obligatoria de STOP. Esta maniobra provocó una colisión fronto-lateral con una motocicleta, la cual a su vez golpeó a otro turismo.

Como consecuencia de este accidente, el conductor de la motocicleta tuvo que ser evacuado en estado grave al hospital Virgen de la Salud de Toledo.

Los agentes realizaron las correspondientes pruebas de detección de alcohol y drogas al responsable de este siniestro, arrojando un resultado negativo en ambas.

Este equipo de Atestados de Tráfico de la Guardia Civil ha tomado manifestación, como investigado no detenido, al conductor del primer vehículo por un delito de lesiones graves por imprudencia, recogido en el artículo 152.1 del Código Penal.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here