La familia de Francisco Javier Martínez Cardo ha localizado a este varón de 31 años en Tarancón en buen estado de salud tras estar desde el domingo sin tener noticias de él tras desaparecer en Cuenca.

Al desorientarse con el calor, según ha narrado su hermana, le acogió una chica en su casa, “y gracias a Dios no ha pasado nada, ya nos quedamos todos tranquilos”, ha subrayado. “Ha sido un susto que se ha quedado en nada”, ha agradecido.

Débora también ha querido agradecer tanto a la gente que ha ayudado a la familia a dar con él como a la prensa el apoyo que ha recibido desde que ayer por la mañana decidieran pedir ayuda públicamente a través de las redes sociales.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here