El Museo Diocesano de Sigüenza (Guadalajara) acoge ya la segunda parte de la exposición ‘Fortis Seguntina: 1169-2019’, que bajo el epígrafe ‘La Catedral gótica y su mistagogia’ (1271-1471), ilustra el que se considera segundo periodo constructivo del monumento.

Este nuevo hito de la muestra da continuidad y completa el inicial –que fue bautizado como ‘La Catedral Románica y el Císter’– será sucedido por ‘Fortis Seguntina, La Catedral Renacentista y su Girola’, que descubrirá al visitante la última fase de la evolución constructiva del edificio y que llegará en las postrimerías del Año Jubilar que vive la Catedral de Sigüenza entre los días 19 de junio de 2018 y 19 de junio de 2019, con motivo del 850 aniversario de su consagración por el obispo Joscelmo.



‘Fortis seguntina 1169-2019’ es fruto de la colaboración entre el propio Museo, el Cabildo Catedralicio, el Obispado, la Diputación Provincial, la UAH y el Ayuntamiento de Sigüenza, en un periodo igualmente especial para el Museo Diocesano, puesto que en 2018 se cumplían los primeros 50 años desde su apertura, ha informado el Ayuntamiento en un comunicado.

En la exposición, la Catedral cuenta su historia sirviéndose de algunos de sus tesoros documentales y artísticos, acompañados de otros correspondientes a cada uno de los tres periodos constructivos cedidos por parroquias y museos cercanos. Dos espectaculares maquetas –falta aún una tercera y última correspondiente al periodo renacentista que se presentará con la tercera y última fase de la muestra–, obras ambas de Jesús Díaz González, convierten en imágenes los planos, documentos, estudios y elucubraciones sobre cómo era la Catedral al término de cada uno de los periodos, románico y gótico.



Esta nueva fase expositiva está identificada con un color específico, el amarillo, al igual que la primera lo está con el azul. En la visita, ambos tonos, como las piezas que describen, se intercalan. Además, mientras que en la primera fase de la exposición, ‘La Catedral Románica y el Císter’, destacaba el aspecto documental gracias a la presentación de los documentos del Archivo de la Catedral, en esta segunda lo hace igualmente su contenido monumental, ya que subraya piezas singulares del patrimonio artístico de la Catedral.

La fase constructiva gótica descrita por la fase recién presentada tiene tres momentos fundamentales: la nueva altura gótica de la Nave Central y, por ende, del Crucero y de la Capilla Mayor, con el fin de poder cerrar aguas a esa misma altura; la nueva disposición funcional del Claustro y sus dependencias, tras la secularización del Cabildo, así como la construcción de un nuevo coro que acogiera a los 93 miembros que conformarán desde el 1 de enero de 1301 el Cabildo; y, por último, la construcción de nuevas torres junto con el recrecido de las que se habían comenzado a construir en la fase anterior: Torre del Gallo o del Santísimo, como campanario, y, Torre Defensiva como Fortis Seguntina.



Estos tres hitos arquitectónicos, acaecidos entre 1271 y 1471, se pueden admirar en la maravillosa maqueta de Jesús Díaz González. Las dimensiones son idénticas a las de su predecesora: 1,2 metros de ancho por 2,4 metros de largo, pero obviamente, su volumen es mucho mayor. Ambas han quedado dispuestas en paralelo, para hacer consciente al turista de la cronología y evolución de la construcción, a lo largo de los siglos.

Además, e igualmente en el patio cubierto, la exposición recoge algunos elementos adicionales, como los modelos de los canecillos góticos, cuya restauración ha sido posible gracias a la colaboración de la empresa Casas de La Alcarria; o una recreación del Arca de Santa Librada en escayola, cuyo original, chapado en plata y perdido, corresponde también a este mismo periodo, o elementos reales que fueron empleados en la construcción y que resultan de gran interés histórico.



Por último, y como ya sucediera en ‘La Catedral Románica y el Císter’, en otra de las salas del Museo se exponen varias tallas de madera, restauradas por la empresa R. Restauración de Bienes Culturales, que componen una colección de vírgenes góticas.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre