El alcalde de Cuenca, Darío Dolz, propondrá al Pleno municipal que el día de San Mateo de 2022, el 21 de septiembre, vuelva a ser festivo local e intentará que en esta fecha el próximo año se celebren 5 días de fiesta, como estaba previsto este año.

Así lo ha asegurado el alcalde este jueves durante una rueda de prensa, quien ha calificado esta decisión como “una de las más duras de tomar”.

“Es verdad que lo he intentado tomar y consensuar con distintos colectivos, desde los grupos políticos a la inmensa mayoría de los actores en la fiesta y, por desgracia, vemos que este año no es posible celebrarla por muchos motivos”.

Entre estos motivos, Dolz ha destacado que la suelta de vaquillas y lo que es el coso taurino, “en general, por la normativa sanitaria, tiene que tener una serie de condiciones que son de difícil cumplimiento”, y así se lo manifestaban tanto maromeros, como peñas mateas, como personal de cuadras de la fiesta.

Y también porque la fiesta “no es solo el evento taurino de la suelta de vaquillas, sino todo lo que rodea a esa fiesta que ahora mismo es de imposible control y cumplimiento”, en relación a la concentración de las peñas en diferentes puntos del Casco Antiguo.

Con todo, ha confirmado que sí que se está trabajando desde la Concejalía de festejos, también de la mano de la Asociación de Peñas Mateas, con una programación alternativa “que ya tiene algo avanzada con ideas que se ponían encima de la mesa en la reunión que mantuvimos, y que se va a concretar y la conocerán en cuanto esté determinada”.

De esta forma, también va a buscar el Ayuntamiento el mantenimiento de un día más de fiesta, como iba a ser este año, ya que normalmente se celebra en cuatro días, desde el 18 de septiembre al 21 del mismo mes.

“Digo ya que el año que viene, a ver si de una vez por todas podemos celebrar San mateo, y el día 21 va a volver a ser festivo local, o esa va a ser la propuesta de este alcalde al Pleno, y deseando que volvamos a una situación normalizada de verdad y que lo podamos celebrar”.

Este año, el 21 de septiembre iba a ser uno de los dos festivos locales que puede fijar el ayuntamiento.

En el pleno de julio del año pasado, con polémica de los grupos de la oposición municipal, el Ayuntamiento fijó festivos el 1 de junio, día de la patrona de Cuenca, así como el 21 de septiembre, festividad de San Mateo, y dejó fuera del calendario festivo el 28 de enero, día de San Julián, patrón de la capital conquense.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here