El alcalde de Cuenca, Ángel Mariscal, ha salido ileso de un aparatoso accidente de tráfico en la autovía A-31 sentido Madrid cuando regresaba de Albacete, a la altura del kilómetro 13, en un momento en el que la vía presentaba balsas de agua motivadas por la lluvia.

Según ha explicado el propio Mariscal a Europa Press, al pasar por una de estas balsas de agua el vehículo en el que viajaba ha empezado a dar vueltas, llegando a golpear en varias ocasiones con la mediana hasta terminar parado en el carril derecho.



Afortunadamente ha podido salir por su propio pie para señalizar él mismo el accidente. Según ha relatado, uno de los operarios que han acudido tras el accidente le ha reconocido que en ese mismo lugar hubo otra salida de vía que acabó con el traslado al hospital de dos jóvenes



EURO CAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre