La manifestación convocada el próximo lunes en Madrid por el Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura contra el «recorte de caudal del trasvase» contará con la «masiva» presencia de regantes, con una caravana de vehículos, con una «imponente» cosechadora cuyos ocupantes regalarán patatas a los asistentes y viandantes, así como con una ‘performance’ realizada por más de 100 personas.

Cabe recordar que los regantes han hecho una llamada «histórica» para participar en la manifestación «ruidosa» en defensa del trasvase que se desarrollará el próximo lunes en Madrid a partir de las 11.30 horas, con el lema ‘En el Levante, sin el trasvase, desierto y paro’.

La marcha, que será en vehículo y está ya confirmada la presencia de 6 tractores y 8 camiones, lo permitido por Delegación de Gobierno de Madrid, se iniciará en Ifema y recorrerá las vías principales de la capital de España para concluir en Nuevos Ministerios, donde estará congregada la Junta de Gobierno del Sindicato y los miembros de la plataforma del Círculo por el Agua a la espera de que la ministra «nos reciba».

Así lo adelantó el portavoz del Círculo por el Agua y presidente del Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura (Scrats), Lucas Jiménez, quien advirtió que no reconoce «gravedad en el ataque al trasvase similar desde los tiempos de la fallida aprobación del Estatuto de Castilla-La Mancha».

El presidente del Scrats hizo un llamamiento a toda la sociedad para que acuda a esta manifestación, en protesta ante el cambio de reglas de explotación del Tajo-Segura y el incremento de los caudales ecológicos en el río Tajo propuestos por el Ministerio de Transición Ecológica.

Y es que, ha destacado, «estamos en una encrucijada a la que estamos llamados históricamente a participar, porque no pedimos ninguna locura, sino un agua que técnicamente es posible, un agua excedentaria que nos corresponde».

El punto de encuentro será el pabellón de Ifema, donde habrá avituallamiento para después del viaje con comida y zona para aseo personal. El pabellón cerrará a las 13.30 horas.

La comitiva estará escoltada por las FCSE según ha dicho Jiménez, quien ha pedido que se respeten las señales de tráfico. No se podrá bajar de los coches, ya que será una manifestación en vehículo.

Jiménez aprovechó para lamentar la dureza en la negociación con la Delegación de Gobierno de Madrid, porque «no nos deja introducir más de ocho camiones, cuando teníamos ofertas para haber llenado de camiones la capital, ni más de 6 tractores, cuando teníamos ofertas para llevar varios cientos». «Ha sido inflexible, no quería permitir la entrada de ningún vehículo que no fuera automóvil», critica.

«Que nadie se quede con ganas de ir a Madrid a manifestarse, no hay ningún motivo para no ir», ha dicho Jiménez, que considera que «estamos en un momento importante para el Levante, en una encrucijada para el Levante».

Según el presidente del Scrats, la propia Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) «habla de dificultades que tendrá la cuenca en caso de que se incrementen de forma desorbitada los caudales en algunos tramos del río Tajo».

Y la Mancomunidad de Canales del Taibilla (MCT), añade, «sabe que la desalación no está conectada a muchos municipios y que en momentos claves en verano, con mucha ocupación turística, no están preparados en caso de darse un mal año, que se puede dar, y se pueden producir recortes para abastecimiento».

Por lo que ha insistido en que «es una encrucijada para todo el Levante, no solo para el regadío, sino que esto afectará en el mejor de los casos a todos los bolsillos del Levante y en el peor de los casos también podremos ver restricciones, todo por una cuestión política, por una apuesta fuerte de supremacía política de los dirigentes políticos de Castilla-La Mancha de un signo y de otro en detrimento de lo que debería estar imperando, que son las razones de estado».

«En 2018 subimos miles de personas a Madrid a reivindicar un riego de socorro, pero lo que hoy se discute es mucho más grave», ha recordado Jiménez, que pide que «se apoye lo que por justicia corresponde al Levante, un agua que técnicamente es posible, excedentaria y que nos corresponde».

La marcha cuenta con apoyos del sector del cooperativismo, cooperativas de enseñanza, una universidad, la patronal Croem y asociaciones agrarias, así como algunos alcaldes y representaciones «políticas».

Para concluir, ha comentado que se ha hecho una invitación a todos los dirigentes nacionales de todas las fuerzas políticas, incluido el PSOE.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here