El PP de Castilla-La Mancha ha considerado que los resultados de las elecciones de este domingo en Cataluña demuestran que el movimiento independentista «ha sido alimentado por las cesiones del PSOE» y ha admitido que su partido, después de obtener tres escaños -uno menos de los que logró en los pasados comicios»-, no ha conseguido sus objetivos, aunque cree que estos «no son extrapolables» al conjunto del país.

La diputada del Grupo Parlamentario Popular Ana Guarinos ha señalado este lunes en rueda de prensa que la lectura que hay que hacer de las elecciones catalanas es la de que «se ha reforzado el independentismo y la fractura en Cataluña» porque el PSOE ha alimentado este movimiento con «pactos, reuniones bilaterales y más favores a una región para que esos favores se devolvieran en forma de apoyo en el Congreso de los Diputados».



«Cuando alguien permite que todo esto suceda y se muestra a favor de los indultos, al final se refuerza el independentismo y se debilita el constitucionalismo, que es lo que ha sucedido», ha insistido.

En cuanto a su propio partido, ha manifestado que a pesar de los resultados en el PP van a seguir trabajando en Cataluña «como se hace en el resto de España, trabajando por la libertad y la unidad de España».

«Hace poco hubo elecciones en Galicia y tampoco son extrapolables, cada comunidad y cada elección tiene un momento diferente y tampoco son extrapolables a Castilla-La Mancha, las circunstancias no son las mismas», ha concluido.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre