El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, se ha mostrado confiado en que la próxima semana las dudas sobre las vacunas de AstraZeneca y Janssen estén por fin «despejadas» y el Gobierno de España tenga «un pronunciamiento» al respecto de cómo afrontar la estrategia de vacunación con estas dosis.

Durante la firma de un convenio de colaboración con Espirituosos España desde el Palacio de Fuensalida de Toledo, ha considerado que la vacunación se quedará «una serie de años», por lo que harán falta «todas las opiniones» para garantizar la seguridad en el proceso.



En todo caso, ha reclamado que el Estado y las comunidades autónomas «vayan al mismo paso hasta el final», ya que sólo con todas las administraciones arrimando el hombro se llegará «al final del problema».

«No nos engañemos, hasta que no podamos decir que la inmensa mayoría de la ciudadanía tiene la vacunación generalizada, no podremos respirar tranquilos», ha zanjado.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre