El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha avanzado que el Gobierno regional va a destinar 20 millones de euros a los centros especiales de empleo para fomentar la inserción laboral de personas con dificultades psíquicas o físicas.

Una cantidad que se suma a los 102 millones de euros con los que cuenta el Plan de Empleo firmado este martes entre la Administración autonómica y las cinco diputaciones provinciales, con destino a ayuntamientos y entidades sin ánimo de lucro, para la contratación de personas desempleadas y en situación de exclusión social, según ha informado la Junta en nota de prensa.



«Desde que estamos en el Gobierno hemos doblado el número de beneficiarios de los centros especiales de empleo», ha dicho García-Page, que también ha reconocido en la firma estampada este martes «una inyección económica directa para empresas y para las personas que tienen más dificultades para ser contratados».



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre