Los hoteles de Castilla-La Mancha registraron 62.606 pernoctaciones en el mes de enero de 2021, lo que supone una caída del 69,94% en comparación con el mismo mes del año anterior, según los datos difundidos por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Por viajeros, los hoteles de la región registaron 33.624 turistas, lo que supone una bajada del 73,79% con respecto al mismo mes del año anterior. Si se tiene en cuenta sólo a los viajeros españoles, un total de 30.387 se alojaron en establecimientos hoteleros en Castilla-La Mancha durante el mes de enero de 2021. Si se compara con el mismo periodo de 2017, esta cifra supone un descenso del 73,79%.



La tarifa diaria promedio en los hoteles de la región fue de 44,52 euros, 17,29 menos que en el mismo mes de 2020, mientras que los establecimientos ganaron 6,51 euros por habitación disponible, 56,87 euros menos que en enero del año anterior.

A nivel nacional, las pernoctaciones en establecimientos hoteleros superaron la cifra de 2,3 millones en enero, lo que supone un desplome del 85% respecto al mismo mes de 2020, por encima de la caída que habían sufrido en diciembre (-81,2%).



La crisis sanitaria y las restricciones adoptadas para frenar los contagios sigue notándose en el sector, cuyas pernoctaciones en hoteles acumulan ya once meses de retrocesos interanuales consecutivos.

El hundimiento de las pernoctaciones hoteleras en enero se dejó notar tanto en las realizadas por los extranjeros como en las efectuadas por los españoles, aunque en mucha mayor medida por los primeros, que realizaron un 92,6% menos de pernoctaciones que en enero de 2020, frente al descenso del 71,3% entre los nacionales.



El número de establecimientos abiertos descendió en enero un 39,6% respecto al mismo mes de 2020, hasta situarse en 7.283, cifra que representa un 46,9% sobre el total de establecimientos del directorio.

Según los datos del INE, la estancia media se redujo un 23,4% en tasa interanual, situándose en 2,2 pernoctaciones por viajero, mientras que la facturación media de los hoteles por habitación ocupada disminuyó en enero un 24,5%, hasta los 62 euros.



Canarias, Comunidad de Madrid y Andalucía fueron los destinos principales del total de viajeros en España en enero, con tasas anuales de variación en el número de pernoctaciones con descensos del 92,2%, 77,7% y 84,5%, respectivamente.

Los destinos principales de los viajeros residentes en España son Comunidad de Madrid, Andalucía y Cataluña, que presentan unas tasas anuales de variación de las pernoctaciones con descensos del 66%, 73,1% y 66,2%, respectivamente.



Por su parte, el principal destino elegido por los no residentes es Canarias, con un 42,7% del total de pernoctaciones. En esta comunidad las pernoctaciones de extranjeros bajan un 93,7% respecto a enero de 2020. Los siguientes destinos de los no residentes son Comunidad de Madrid (con un descenso del 88,8%) y Cataluña (con una disminución del 94,2%).

CEUTA, EL MAYOR GRADO DE OCUPACIÓN

En enero se cubrieron el 14,4% de las plazas ofertadas, con un descenso anual del 68,8%. El grado de ocupación por plazas en fin de semana se redujo un 69,4% y se sitúa en el 15,7%.



La ciudad autónoma de Ceuta presentó el mayor grado de ocupación por plazas durante enero (24,7%). Le sigue Comunidad de Madrid, con el 20,6%.

Por zonas turísticas, Val d’Aran alcanzó el mayor grado de ocupación por plazas (25,5%), y la mayor ocupación en fin de semana (27,2%).



En la Isla de Gran Canaria se realizaron el mayor número de pernoctaciones, con 168.447. Los puntos turísticos con más pernoctaciones fueron Madrid, Barcelona y San Bartolomé de Tirajana.

Las Palmas de Gran Canaria presentó el mayor grado de ocupación por plazas (26,8%), mientras que Monachil alcanzó el mayor grado de ocupación en fin de semana (42,8%).

Los viajeros procedentes de Alemania y Francia concentraron el 15,7% y el 12,9%, respectivamente, del total de pernoctaciones de no residentes en establecimientos hoteleros en enero. El mercado alemán presenta una tasa de variación anual del -93,1% y el francés del -84,7%.

Las pernoctaciones de los viajeros procedentes de Italia, Bélgica y Reino Unido (los siguientes mercados emisores) registran unas tasas anuales del -91,2%, -87,9% y -98,4%, respectivamente.

En cuanto al precio, la tasa anual del Índice de Precios Hoteleros (IPH) se sitúa en el -11,1% en enero, lo que supone 12,1 puntos por debajo de la registrada en el mismo mes de 2020, y 0,7 puntos más que la registrada el mes pasado.

La facturación media diaria de los hoteles por cada habitación ocupada (ADR) fue de 62 euros en enero, lo que supone un descenso del 24,5% respecto al mismo mes de 2020.

Por su parte, el ingreso medio diario por habitación disponible (RevPAR), que está condicionado por la ocupación registrada en los establecimientos hoteleros, alcanzó los 12,2 euros, con una bajada del 72,8%.

Por categorías, la facturación media es de 150,7 euros para los hoteles de cinco estrellas, de 69,4 euros para los de cuatro y de 51,3 euros para los de tres estrellas. Los ingresos por habitación disponible para estas mismas categorías son de 27,2, 14,4 y 10,4 euros, respectivamente.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre