El Gobierno de Castilla-La Mancha no se ha planteado «hoy por hoy» sancionar a las personas que no quieran vacunarse, lo que no quiere decir que a futuro no pueda plantearse esa posibilidad.

Así lo ha indicado, a preguntas de los medios, la directora gerente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam), Regina Leal, tras hacer balance de la primera fase de traslado a las nuevas instalaciones del Hospital Universitario de Toledo.



«En Castilla-La Mancha ni siquiera nos lo hemos planteado», ha precisado, a propósito de la propuesta de Galicia de multar a quien no se vacune.

Leal ha señalado que este es un debate ético que siempre han mantenido los profesionales de la sanidad, también respecto a la vacunación de niños, pero ha confirmado que se concluyó que «sería contraproducente» obligar porque «la obligatoriedad genera más rechazo» según muchos estudios y debates.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre