El Gobierno de Castilla-La Mancha se plantea que, en función de cómo vaya estos días la evolución de la pandemia, podría limitar la apertura perimetral en la región a los días 24, 25 y 31 de diciembre, así como el 1 de enero, con un máximo de diez personas en los encuentros navideños.

«Desde nuestro punto de vista, probablemente seamos algo más restrictivos» de lo que plantea a nivel general el Ministerio de Sanidad, ha afirmado en Guadalajara el vicepresidente del Gobierno de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro.

El acuerdo entre el Ministerio de Sanidad las comunidades autónomas limita la entrada y salida en las comunidades y ciudades autónomas entre el 23 de diciembre de 2020 y el 6 de enero de 2021, salvo para desplazamientos adecuadamente justificados así como para los desplazamientos a territorios que sean lugar de residencia habitual de familiares o allegados del desplazado.

En este sentido, Martínez Guijarro ha insistido en que eso significa que la apertura de la comunidad autónoma se podría limitar a los días 24, 25 y 31 de diciembre y 1 de enero.

En esta línea, ha hecho un llamamiento al conjunto de la ciudadanía para que «extreme la precaución» porque, aun sabiendo que son fechas donde todo el mundo tiene la necesidad de estar con sus seres queridos, «se pide que se haga con la máxima responsabilidad».

El vicepresidente ha incidido, tras una reunión con el alcalde de la capital alcarreña, Alberto Rojo, que «ahora, las relaciones sociales y la movilidad son los grandes peligros en la lucha contra la COVID-19», y que precisamente, esta es la época del año en la que se producen.

Por último, ha vuelto a recordar que sí se va a permitir un máximo de diez personas en las comidas familiares de los días 24, 25, 31 y 1 pero «con la máxima precaución posible».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here