La consejera de Educación, Cultura y Deportes del Gobierno de Castilla-La Mancha, Rosa Ana Rodríguez, ha avanzado que ya se está trabajando en la planificación del próximo curso teniendo en cuenta las normas sanitarias que regirán a partir de septiembre para analizar la necesidad de refuerzos de docentes, considerando que la distancia mínima a guardar entre alumnos se reduce hasta 1,2 metros.

A preguntas de los medios tras una rueda de prensa, ha indicado que esta circunstancia podría hacer que la necesidad de desdobles “sea diferente”, si bien se persigue apuntalar la presencialidad en todos los niveles, sobre todo en tercero y cuarto de la ESO y en primero y segundo de Bachillerato.

“Con la reducción de la distancia habrá desdobles diferentes y tendremos que redefinir, y ahí ajustaremos el cupo de profesores que tendrán que asistir”, ha apuntado Rodríguez, quien ha avanzado que este extremo se decidirá en una próxima reunión con directores de centros.

En todo caso, ha garantizado que la Administración será “muy consecuente” con los protocolos que se marquen por las autoridades sanitarias.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here