El Gobierno regional anunciaba esta mañana el fin de la alerta por vientos en Castilla-La Mancha, declarada el 14 de marzo. Sin embargo, los fuertes vientos dejaron varios incidentes en la región, siendo Guadalajara la segunda zona con mayor número de sucesos por viento –después de Toledo-.
El temporal ha provocado la caída de árboles y ramas en la carretera, desprendimientos de tierra en las calzadas o, incluso, se rescataron algunos vehículos inundados. Las localidades que más sufrieron estos efectos han sido Uceda, Yebra, Brihuega o La Miñosa. Afortunadamente, el temporal no registró daños personales.
En su cuenta de Twitter, el Consorcio de Bomberos de Guadalajara ha compartido fotografías del desprendimiento de una roca en una de las calles del municipio de Saelices de la Sal:


EUROCAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre