El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha deseado suerte al futuro alcalde de Albacete, el socialista Emilio Sáez, después de que este mismo lunes se haya dado el pistoletazo de salida al relevo que se consumará al frente del despacho de Alcaldía este miércoles, al tiempo que se ha comprometido a reunirse «inmediatamente» con él cuando coja el bastón de mando para «actualizar proyectos importantes».

Durante el acto de presentación de los deportistas castellanomanchegos que conformarán el equipo paralímpico español en los próximos Juegos Olímpicos de Tokio, ha asegurado que la colaboración institucional «va a ayudar mucho» a que Albacete siga adelante.

A Sáez, que le gustan «los retos difíciles», le ha dicho que muchos de los proyectos que están por venir «están ya en la cabeza, en el corazón y en las máquinas».

«He dicho siempre, y lo repito, que esta provincia y la capital dentro de ella es un motor de dinamismo, apertura e iniciativa y muchas cosas salen sin necesidad del impulso público», ha apuntado García-Page, que ha defendido que esta legislatura no tiene dos gobiernos pese a tener dos alcaldes, ya que más allá del cambio de cabeza de cartel, el Ejecutivo será el mismo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here