F.A., D.C., A.D. y M.O., los cuatro trabajadores temporeros procesados por alentar el ‘motín’ del pasado verano en Instituto Ferial de Albacete (IFAB), donde cumplían cuarentena por COVId-19, y agredir a varios agentes de la Policía Nacional, se han declarado inocentes y han negado los hechos en la vista que, por segunda vez, acoge la Sección Segunda de la Audiencia Provincial.

Los acusados han asegurado que tan solo intentaron hablar con los agentes de policía para trasladar las condiciones en las que se encontraban.



«Habló mucho con la policía pero no los amenazó ni nada más. Intentó hablar con la policía porque había gente contaminada y gente que no y no tenían de comer suficiente» ha señalado la traductora de uno de los acusados, que ha asegurado que había dos grupos: uno más violento,cuyos integrantes sí que llegaron a lanzar piedras y un segundo más pacífico, donde se encontraba él.

Los cuatro procesados han negado que usaran sus herramientas para amenazar a la policía. Uno de ellos ha alegado que llevaba tres bolsas de plástico y en una de ellas, unas tijeras de podar para cortar las cebollas. Las tijeras cortaron la bolsa y asomaron, pero en ningún momento las usó para amenazar a la policía» ha explicado el intérprete de otro de los temporeros.

LANZARON OBJETOS E INSULTOS



En el juicio también han testificado agentes de la policía que presenciaron los hechos. Todos han asegurado que durante el ‘motín’ los temporeros les lanzaron todo tipo de objetos mientras les insultaban.

Una de las agentes ha identificado a dos de los acusados que este martes se han vuelto a sentar en el banquillo y ha asegurado que la amenazaron de muerte. «Las amenazas de muerte se oían perfectamente, uno de los acusados estaba dentro del grupo de 10 personas que más animaban a los demás, nos amenazó diciendo que nos iba a matar y a nuestras familias y nos escupían sabiendo que podían ser posibles positivos de COVID».



Otro de los agentes ha señalado que no pudo identificar a ninguno en concreto porque había mucha gente y eran momentos tensos, pero que sí que se lanzaron objetos. «Sí vi lanzamiento de piedras y botellas, volaba de todo desde ahí arriba, pero no podría identificar quién lo ha tirado», ha ratificado.

Estas declaraciones coinciden con las de otro de los policías que hizo el relevo a los compañeros de la noche. «Empezaron a salir 200 personas en manada y al estar en inferioridad numérica hicimos un cordón policial para tratar de frenarlos», ha explicado.



«Nos lanzaron todo lo que tenían, nos tiraban agua, zumo, líquidos, nos intentaron golpear con una maleta, trataron de quitar la puerta del recinto» ha concluido.

El segunda sesión de este juicio continuará este miércoles a partir de las 10.00 horas en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Albacete.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre