El sindicato JUPOL ha denunciado que la «falta de previsión y coordinación por parte de la superioridad» hizo que fuera fue «imposible» contener a las cerca de 400 personas que integraban el asentamiento ilegal de temporeros de la carretera de Las Peñas de Albacete, al tiempo que ha alertado de que «con tan pocos efectivos», se comprometió «tanto la seguridad de la ciudadanía, como la seguridad de los actuantes». De ahí que vaya a enviar un documento al Ministerio del Interior para que analice las circunstancias.

En nota de prensa, este sindicato ha denunciado que el pasado 16 de julio se empezó a realizar servicio, asignando a un solo indicativo Zeta, junto con algún otro efectivo de Policía Local, para garantizar el confinamiento de este asentamiento kilométrico, teniendo varios puntos de entrada y salida y en el que se calculaba que podría haber en su interior alrededor de 400 personas.


Advertisement
Advertisement

«Se tenía la orden verbal de controlar que no entrara, ni saliera nadie de esa zona y tan solo se reforzó por la noche el servicio con la presencia de dos funcionarios de la UPR, a todas luces insuficiente», ha criticado JUPOL, que ha añadido que se tuvo que solicitar «vía Whatsapp» que todos los Policías que se encontraran disponibles y pudieran se personaran en Comisaría.

«La superioridad tendría que haber previsto que para poder controlar el asentamiento tan extenso y con tantas personas en su interior, se debía contar con un dispositivo de seguridad acorde a las circunstancias y así poder evitar lo sucedido posteriormente. Esta falta de previsión ha puesto en grave riesgo la salud de muchos ciudadanos, la seguridad de los agentes e incluso de profesionales de los medios de comunicación que realizaron la cobertura de este incidente», han lamentado.

Y es que JUPOL ha denunciado que «el alarmante incremento de inseguridad que se podría volver a producir sino no se refuerzan las plantillas y organizan con mayor efectividad los recursos con los que se cuentan en la Comisaría Provincial de Albacete», de ahí que vayan a pedir al comisario, Florentino Marín, solucionar de forma urgente este problema «que, a la vista está, causa un gran perjuicio al funcionario y al ciudadano».


Advertisement
Advertisement

Y es que, según han añadido «a la falta de efectivos» se ha sumado «la falta de previsión y respuesta para gestionar las actuaciones policiales en el asentamiento ilegal en el que había cerca de 400 personas».

De ahí que JUPOL vaya a enviar un documento al Ministerio del Interior para que analice las circunstancias por las que se ha llegado a esta situación, por qué no se han solicitado medios para atajar este problema con las garantías suficientes, poniendo así en grave riesgo tanto la seguridad de los policías como la de los ciudadanos y que se tomen las medidas oportunas contra el responsable, o responsables de lo sucedido el pasado fin de semana.


EUROCAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre