La Guardia Civil ha detenido a cuatro varones por 14 delitos de hurto de catalizadores de automóviles en distintas localidades de la provincia de Toledo.

A inicios del pasado mes de junio se interpuso una denuncia por el hurto del catalizador de un vehículo en la localidad de Bargas. A los pocos días, se repitió en delito, esta vez en la localidad de Yuncler con el mismo modus operandi. Incluso coincidía el tramo horario en la comisión de ambos ilícitos.


Vinícola de Tomelloso

Las diligencias fueron traspasadas al equipo ROCA de la Guardia Civil de Illescas, que iniciaron una investigación, dando como resultado inicial que los hechos ocurridos en Bargas y Yuncler se estaban repitiendo por toda la provincia.

Tras unas primeras indagaciones, los investigadores consiguieron identificar a cinco personas residentes en la provincia de Toledo y con numerosos antecedentes por hechos similares. Utilizaban para sus delitos cinco coches diferentes, ha informado la Guardia Civil en nota de prensa.



Para perpetrar los hurtos, dos de los cinco integrantes realizaban la búsqueda del vehículo en cuestión. Los otros tres eran los encargados de cortar y extraer la pieza, acción que realizaban en muy pocos minutos gracias a su grado de especialización.

El pasado día 20 de julio, tras casi dos meses de investigación, la bautizada como operación ‘Tinant’ se saldó con la detención de cuatro de los cinco autores, varones españoles de entre 51 y 23 años por 14 delitos de hurto de catalizadores perpetrados en las localidades de Yuncler, Bargas, Lominchar, Yunclillos, Arcicóllar, Burguillos de Toledo, Olías del Rey, Cedillo del Condado y Ventas de Retamosa. El quinto integrante no ha sido localizado aún, por lo que se ha emitido una requisitoria policial para su búsqueda y detención.



DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí