El pleno de las Cortes de Castilla-La Mancha ha acogido un debate general sobre la situación sanitaria de la Comunidad Autónoma, un foro en el que la oposición ha criticado la acción del Ejecutivo castellanomanchego, de forma que mientras Ciudadanos reclamaba «poner al paciente en el centro» de todas las políticas; el PP alertaba del aumento de la lista de espera sanitaria en todos sus parámetros, ante lo que ofrecía un «pacto» con el Gobierno en beneficio de los ciudadanos.

El diputado de Cs David Muñoz Zapata ha abierto fuego en este debate para recordar extremos como la no recuperación de la carrera profesional, el aumento de agresiones a los profesionales sanitarios o la gestión de la pandemia, «con un PSOE bloqueando la comisión parlamentario para hablar del COVID».


Advertisement

Pero ha querido dejar atrás esos temas para hablar de «cómo se sienten los pacientes», pacientes «reales» que ha usado como ejemplos para cimentar las críticas de la formación naranja contra la gestión sanitaria del Ejecutivo.

El sistema de salud debería, según su opinión, «poner en el centro al paciente», y todo lo demás, desde «protocolos de gestión» hasta condiciones laborales o gasto en material «única y exclusivamente tiene sentido si se piensa en el paciente».



Tras enumerar casos particulares de mala atención a pacientes de Castilla-La Mancha, ha lamentado las esperas para Atención Primaria o para una operación.

«No podemos decir que la realidad del sistema sanitario de Castilla-La Mancha sea algo para sacar pecho. Otra cosa son las fotos –que se hace el Ejecutivo–. Pero el paciente de la región tiene que esperar días y semanas para que le vea su médico», ha abundado.



Con todo, para el parlamentario toledano estos extremos «tienen que invitar a mejorar, no a sacar pecho», por lo que ha pedido a los gestores que «se pongan en la piel de los pacientes», quienes, más que esperar, «desesperan», y la espera «empieza desde el mismo momento de la Atención Primaria».

PP: «POLÍTICA DE ABANDONO»

De lado del PP, Juan Antonio Moreno ha calificado la gestión sanitaria como «política de abandono», lo cual repercute en «el aumento de la lista de espera».


Vinícola de Tomelloso

Según su argumentario, «siguen aumentando estas listas en el último años», destacando un dato «especialmente extraño», como los pacientes que esperan consulta de especialista.

«Claro, ustedes le dan cita para diciembre de 2023. No me extraña que la cosa siga aumentando», ha lamentado el parlamentario hellinero.



En su opinión, «este Gobierno no está capacitado para responder a las necesidades del sistema», con aumentos que van desde el 17 % en materia quirúrgica en Albacete hasta el 50% en Guadalajara, según sus datos.

Y con todo eso, «aún quiere el PSOE presumir de sanidad», después de que incluso en el nuevo hospital de Toledo «se haya suspendido la actividad quirúrgica por falta de camas».



Es, con todo, «inconcebible» este extremo según Moreno, a lo que ha sumado «la desidia del presidente autonómico que no quiere responder a necesidades sanitarias».

La propuesta del PP, rechazada, pasa por «crear una mesa para un plan de sanidad con perspectiva de varios años por delante» con participación de colegios de médicos y con «el compromiso de las Cortes de apoyar al Gobierno en todo lo necesario para solucionar los problemas».



PSOE SE DEFIENDE: «HAY MÁS DINERO»

El socialista Antonio Contreras subía a la tribuna de oradores para considerar que, si bien el debate «es importante y preocupa» por tener a la sanidad pública como epicentro, es un asunto que «no preocupaba» cuando gobernaba el PP.

En su opinión, no se puede decir que el gobierno «no haya hecho nada», argumentando su teoría con los «más de mil millones más» que se invierten en materia sanitaria en las legislatura del PSOE que sucedieron a la del PP.



Todo con un incremento «paulatino» año a año, que tras la inyección recibida en pandemia «se ha mantenido».

Así, ahora, hay mejores datos en Enfermería o en Medicina de Familia, por lo que ha criticado que la oposición se centre en los parámetros que si ven subir la estadística.

En esta línea ha reparado en que hay 36.000 profesionales sanitarios frente a la «hoja de ruta» que planteaba el PP, «que solo quería 20.000» personas trabajando en la sanidad.

Además, «se ha dado estabilidad a esos profesionales» con ofertas de empleo público sucesivas que mejorarán «en un 7 %» los parámetros que dicta la Unión Europea.

Ante la falta de profesionales en algunas áreas, ha replicado que se debe a un problema general en algunas especialidades, algo en lo que en todo caso se está trabajando.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí