El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural del Gobierno de Castilla-La Mancha, Francisco Martínez Arroyo, ha asegurado que los datos de la cosecha de uva en la región van a la baja y serán de los más bajos de las últimas dos décadas. Si bien, se ha mostrado confiado en que los precios «estén a la altura de las circunstancias», asegurando que están ya por encima de lo que se pagó el pasado año.

A preguntas de los medios tras una rueda de prensa, Martínez Arroyo ha apuntado que a estas alturas hay 3 millones de hectolitros menos que el pasado año, en una cosecha que rondará los 20 millones.


Vinícola de Tomelloso

En todo caso, apuesta por una «campaña rentable para todos», confiando en que los precios vayan al alza en el corto plazo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí