La Guardia Civil ha detenido, en el marco de la operación ‘Kavedi’, a tres hombres, con edades comprendidas entre los 32 y los 39 años, que se dedicaban al robo de joyas en interior de viviendas, aprovechando la ausencia de los propietarios de los domicilios, en las provincias de Toledo, Cuenca, Guadalajara, Ávila, Segovia y Madrid.

La operación dio inicio tras un robo en una urbanización de la localidad de Olías del Rey (Toledo), el pasado 28 de enero. Tras unas primeras pesquisas, se consiguió identificar el vehículo que utilizaba la banda, según ha informado la Guardia Civil en nota de prensa.

Durante la investigación se comprobó que se trataba de un grupo delictivo que había llevado a cabo más de una veintena de robos en domicilios, mediante el método del «bumping», en localidades de Toledo, Madrid, Cuenca, Guadalajara, Ávila y Segovia, y que perpetraban aprovechando que los propietarios de las viviendas se encontraban trabajando.

El pasado 11 de marzo, tras una larga investigación, ya que la banda tomaba todo tipo de medidas de seguridad para dificultar a los agentes su seguimiento, se consiguió detener al grupo, compuesto por tres integrantes de origen georgiano, en el peaje de San Rafael (Segovia) de la AP6 justo después de cometer un robo en Segovia capital.

  • Vinícola de Tomelloso

En el registro del vehículo se hallaron, ocultos en un doble techo, joyas y dinero en efectivo, sustraídos minutos antes, por un valor superior a los 5.000 euros. Los detenidos y los efectos intervenidos fueron puestos a disposición judicial.

La operación se ha desarrollado por el Grupo de Patrimonio de la UOPJ de la Guardia Civil de Toledo, y el equipo ROCA de la Guardia Civil de Illescas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí