El Gobierno regional, a través de la Fundación Sociosanitaria de Castilla-La Mancha, realiza tres convocatorias para regular la concesión de subvenciones para el ejercicio 2022 por un importe que supera los 7,6 millones de euros en materia de salud mental y conductas de adicción.

La primera de las convocatorias, en régimen de concurrencia competitiva, está destinada al sostenimiento de plazas residenciales en dispositivos ubicados en Castilla-La Mancha, gestionados por entidades privadas sin ánimo de lucro y destinados a la atención a personas con problemas de salud mental, personas con enfermedades crónicas en situación de exclusión social y personas con problemas de adicciones.

Esta convocatoria contará con una financiación de cinco millones de euros. La cuantía de la subvención podrá financiar hasta el cien por cien del coste total del proyecto subvencionado, y el importe máximo individualizado por cada proyecto subvencionado cuenta con dos líneas, ha informado la Junta en nota de prensa.

La línea 1 se basa en la ocupación de plazas en centros residenciales destinados a la atención a personas con problemas de salud mental o a personas con enfermedades crónicas en situación de exclusión social.

  • Vinícola de Tomelloso

El importe máximo estimado a financiar por proyecto será de 1,2 millones de euros, que se calculará en función de los costes de la plaza/día fijados en la correspondiente convocatoria.

Por otro lado, la línea 2 se dirige a la ocupación de plazas en centros del tipo comunidad terapéutica ubicados en la región para personas con problemas de adicciones a sustancias.

FERCAM 2022

El importe máximo estimado a financiar por proyecto será de 900.000 euros que, al igual que en el caso anterior, se calculará en función de los costes plaza/día.

PROGRAMAS SALUD MENTAL

La segunda de las convocatorias tiene por objeto regular la concesión de subvenciones para el ejercicio de 2022, también en régimen de concurrencia competitiva, destinadas a entidades sin ánimo de lucro existentes en la Comunidad Autónoma, para la realización de programas de promoción, prevención y atención de problemas de salud mental y de trastornos adictivos.

La convocatoria contará con una financiación de 650.000 euros. El importe de la subvención podrá financiar hasta el 90 por ciento del coste total del proyecto subvencionado.

El importe máximo individualizado por cada proyecto subvencionado no excederá de 30.000 euros en la línea 1, que es la dedicada al desarrollo de programas de promoción y prevención en salud mental; o de 225.000 euros en el caso de la línea 2 para desarrollar programas de atención a personas reclusas con problemas de adicciones a sustancias en los centros penitenciarios de Castilla-La Mancha.

Con ello, el Gobierno regional, a través de la Fundación Sociosanitaria de Castilla-La Mancha, quiere mantener su apoyo a este colectivo y promover programas para fomentar la prevención y promoción de la salud mental.

La tercera convocatoria tiene por objeto regular la concesión de subvenciones, para el ejercicio de 2022, destinadas a entidades sin ánimo de lucro, para el mantenimiento de centros de rehabilitación psicosocial y laboral de personas con trastorno mental grave.

La cuantía total máxima destinada a la subvención de los proyectos financiados será de 1.950.000 euros y se podrá financiar hasta el cien por cien del coste total del proyecto.

En este caso, el importe máximo individualizado no excederá de 600.000 euros.

La consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno regional, Blanca Fernández, ha destacado que «la Fundación Sociosanitaria de Castilla-La Mancha tiene sobrada experiencia en la atención psicosocial a las personas con enfermedad mental.

«Se trata de recursos muy necesarios, no debemos olvidar que la salud mental es uno de los problemas que nos ha dejado la pandemia, y muy específicos para personas con problemas de salud mental graves con las que trabajamos para que puedan tener una vida y un empleo lo más normalizada posible porque entendemos que es lo mejor que podemos hacer por estas personas».

Para ello, la Fundación desarrolla y gestiona un conjunto de recursos que ofrecen atención a las personas adultas de entre 18 y 65 años que padecen trastornos mentales graves y necesitan un proceso de rehabilitación psicosocial y laboral para recuperar sus capacidades.

Por último, según ha explicado la consejera, la convocatoria articula, en consecuencia, subvenciones que resultan de «capital importancia» para el mantenimiento de centros de rehabilitación psicosocial y laboral para personas con enfermedad mental en Castilla-La Mancha gestionados por entidades sin ánimo de lucro.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí