La Guardia Civil ha prestado servicio durante el temporal que ha azotado la provincia de Toledo en las últimas horas, realizando varios rescates de personas y vehículos accidentados. Se auxiliaron innumerables personas y vehículos en las distintas localidades afectadas por el temporal, contabilizándose al menos 37 rescates de personas evacuadas y puestas a salvo en las distintas localidades afectadas por el temporal.

Desde las 14.00 horas de este miércoles, 1 de septiembre, la Central Operativa de Servicios (COS) de la Guardia Civil de Toledo comenzaba a atender las primeras llamadas de personas que requerían ayuda por las lluvias torrenciales y las inundaciones, tanto de viviendas como de vehículos inmovilizados por el agua.

Las principales poblaciones afectadas donde la Guardia Civil prestó asistencia fueron Argés, Burguillos, Cobisa, Guadamur, Layos, Nambroca, Polán, Pulgar, Torrecilla de la Jara y San Martín de Montalbán, según ha informado la Guardia Civil en nota de prensa.

Ante la multitud de llamadas y avisos, la Guardia Civil desplazó varias patrullas de Seguridad Ciudadana de otras Compañías territoriales como Ocaña e Illescas a fin de reforzar la asistencia y garantizar la prestación de socorro a la población. En total, en el día de ayer, hasta las 22.00 horas, se recibieron y atendieron 494 llamadas a través del COS de la Guardia Civil de Toledo.

Los agentes de la Guardia Civil de Seguridad Ciudadana, del Servicio de Protección a la Naturaleza y de la Agrupación de Tráfico realizaron innumerables servicios de ayuda a los vehículos afectados y a las personas atrapadas en su interior, achiques de agua en viviendas, limpieza de alcantarillado o acompañamiento de servicios médicos hasta el lugar donde eran requeridos. Todo ello, sumado con al menos 37 auxilios humanitarios en las distintas localidades afectadas de personas evacuadas y puestas en un lugar a salvo.

Entre las actuaciones, cabe mencionar el apoyo prestado en el punto kilométrico 0,500 de la TO-23, con al menos 40 vehículos accidentados por una balsa de agua, teniendo los agentes que cortar la vía en ambos sentidos y rescatando junto al resto de servicios de emergencias, Bomberos de Toledo, Fuerzas y Cuerpos de Seguridad y Protección Civil a las personas que habían quedado atrapadas en su interior.

En la localidad de Cobisa, los agentes auxiliaron a dos personas ancianas, de 68 y 67 años de edad y nacionalidad francesa, creando una cadena humana y sujetándose de una cuerda para evitar ser llevados por el agua. También, en la misma localidad, la Guardia Civil rescató a numerosas personas del interior de sus vehículos que habían quedado atrapados dentro de los mismos, con la imposibilidad de salir por la fuerza de la riada, como una madre con sus hijos menores de edad o el conductor de un autobús junto a un viajero del mismo con diversidad funcional, el cual se encontraba muy nervioso y asustado.

Otras actuaciones reseñables tuvieron lugar en Torrecilla de la Jara, con el auxilio de una persona con discapacidad en su domicilio, y en San Martín de Montalbán, con la asistencia a dos ancianos enfermos por inundación de su domicilio.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here