La localidad ciudadrealeña de Campo de Criptana ha lanzado la campaña ‘Somos cordiales’ con el objetivo de ofrecer la cara más cercana del comercio local antes de que comiencen las compras navideñas, según ha indicado su alcalde, Santiago Lázaro.

Los cordiales son un dulce típico criptanense cuyo origen «se pierde en el tiempo», un dulce que poco a poco se ha dejado de hacer en los hogares y obradores de Criptana pero que de nuevo vuelven a reivindicarse en encuentros familiares y que ha servido para dar nombre a esta campaña, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Se trata de una campaña financiada por la Cámara de Comercio de Ciudad Real a través de la Unión Europea y la Secretaría de Estado de Comercio.

Esta iniciativa resume la tradición y la vocación de servicio del comercio del municipio y sirve, además, para reivindicar la identidad «amable» y hospitalaria del pueblo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here