El Ministerio de Sanidad ha publicado en su web los dos primeros protocolos farmacoclínicos de evaluación, seguimiento y discontinuación en el tratamiento de tumores sólidos. En concreto, el medicamento incluido en estos protocolos es atezolizumab (‘Tecentriq’) para las indicaciones de cáncer de mama triple negativo y cáncer de pulmón microcítico.

El fármaco, cuya inclusión en la cartera común de servicios es efectiva desde el 1 de agosto, ha sido financiado bajo un novedoso modelo mixto de pago por resultados y aplicación de descuento, lo que ha permitido su inclusión en la prestación farmacéutica del Sistema Nacional de Salud (SNS) mediante un modelo que corresponsabiliza al laboratorio titular en la gestión de la incertidumbre clínica y financiera asociada a la utilización de este medicamento.

La efectividad de este medicamento se registrará en el Sistema de Información para determinar el Valor Terapéutico en la Práctica Clínica Real de los Medicamentos de Alto Impacto Sanitario y Económico en el SNS (VALTERMED).

En concreto, se registrarán los resultados de su utilización en la supervivencia global en pacientes adultos con cáncer de pulmón microcítico con enfermedad extendida, tratados en primera línea con atezolizumab en combinación con carboplatino y etopósido; y en pacientes adultos con cáncer de mama triple negativo localmente avanzado irresecable o metastásico, cuyos tumores tengan una expresión de PD-L1 = 1 por ciento y que no hayan recibido quimioterapia previa frente a la metástasis, tratados con atezolizumab en combinación con nab-paclitaxel.

VALTERMED

El sistema de información corporativo del SNS VALTERMED se puso en marcha en noviembre de 2019 con el objetivo generar evidencia en la vida real y poder así despejar incertidumbres clínicas y financieras de los nuevos medicamentos en el SNS, facilitando información para la mejor toma de decisiones a nivel macro, meso y micro en todos los niveles de gestión del medicamento. A fecha 1 de agosto, este sistema de información dispone de 5.467 pacientes registrados. En el último cuatrimestre de este año el Ministerio de Sanidad publicará informes específicos por medicamento.

Una de las fortalezas de VALTERMED es que la medición de resultados está basada en protocolos farmacoclínicos, elaborados y consensuados de forma multisciplinar con la participación de las sociedades científicas implicadas y de las comunidades autónomas. Su aprobación se realiza en el seno de la Comisión Permanente de Farmacia, órgano de cogobernanza en política farmacéutica del Consejo Interterritorial del SNS.

En la actualidad ya se han implementado en VALTERMED once protocolos farmacoclínicos, de diez medicamentos, en concreto los siguientes: ‘Kymriah’ para leucemia linfoblástica aguda de células B y linfoma B difuso de células grandes; ‘Yescarta’ para linfoma B primario mediastínico de células grandes y linfoma B difuso de células grandes; ‘Besponsa’ para leucemia linfoblástica aguda; ‘Orkambi’/’Symkevi’ para fibrosis quística; ‘Alofisel’ para fístulas perianales complejas en enfermedad de Crohn; ‘Dupixent’ para dermatitis atópica grave; ‘Veklury’ para COVID-19; ‘Crysvita’ para raquitismo hipofosfatémico ligado al cromosoma X; y ‘Luxturna’ para distrofia retiniana asociada a la mutación rpe65 bialélica.

Además, actualmente se están elaborando para su publicación e implementación en VALTERMED los protocolos de Mepsevii para el tratamiento de la mucopolisacaridosis tipo VII y el del CAR-T académico ARI-0001 en leucemia linfoblástica aguda, la primera inmunoterapia pública financiada por el SNS.

El Ministerio de Sanidad continúa, junto con las comunidades autónomas, evolucionando VALTERMED. Actualmente se están llevado a cabo los evolutivos de la Fase 2 que van a permitir además de funcionalidades prácticas, la integración de VALTERMED con los sistemas de información de las comunidades autónomas.

Durante el mes de julio ha sido puesto en producción el último evolutivo incluido en la Fase 2, el cruce con tarjeta sanitaria. Este cruce permite el correcto seguimiento en la totalidad del SNS de los pacientes incluidos en VALTERMED, evitando duplicidades de los mismos e identificando fallecimientos, además de permitir la incorporación de datos complementarios como códigos identificativos o fecha de nacimiento y, en su caso, fallecimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here