El coordinador regional de Izquierda Unida de Castilla-La Mancha, Juan Ramón Crespo, ha señalado que se pondrá en contacto con las organizaciones firmantes del Pacto del Agua para alertarles de que el Gobierno autonómico está planteando un «modelo insostenible» para el medio ambiente.

En rueda de prensa, Crespo ha explicado que IU firmó el Pacto del Agua de Castilla-La Mancha porque se contemplaban elementos que eran «esenciales», como por ejemplo la consideración del agua como derecho humano, la sostenibilidad como factor principal, conceptos como desarrollo sostenible, medio ambiente y cambio climático, además del estricto cumplimiento de la Directiva Marco del Agua y las directivas europeas y española sobre el agua, río y humedales, ha informado en nota de prensa.

La formación de izquierdas ha criticado que esta nueva Ley del Agua «dé la espalda» al consenso mayoritario que hubo en torno al Pacto Regional del Agua y señalan como «significativo» que «aunque no se dice de forma expresa, tampoco se niega que se convierta una región seca como Castilla-La Mancha en regadío».

Crespo ha alertado que esto va «frontalmente en contra de la sostenibilidad de nuestro medio ambiente», pero también «de los principios mínimos de precaución y cautela que ordena las consecuencias del cambio climático».

«Casos como el del Mar Menor deberían hacerles recapacitar, ya que no se puede jugar con la ilusión y la economía de miles de ciudadanos para hacerles creer en un modelo de agricultura, que desgraciadamente no es sostenible», añade el coordinador regional de IU.

Además ha recordado que se va a aplicar «un nuevo canon» que «pagarán las familias, con un incremento de 35 euros» y que el Gobierno de Castilla-La Mancha pretende justificar con «dos argumentos falsos», por un lado «quien contamina paga» y por otro «para acondicionar las instalaciones».

«En el primer caso no contamina una familia, contaminan las fábricas, las grandes empresas y algunos modelos agrícolas y, en el segundo, las instalaciones deben financiarse a través de los Presupuestos Generales, no con tasas», sostiene Crespo.

CONVENIO COLECTIVO VINÍCOLA DE CIUDAD REAL

En otro orden de cosas, el coordinador regional de IU ha lamentado que después de veinte meses de negociación la patronal siga teniendo paralizado un convenio que es «tan necesario» para la aplicación de miles de trabajadores en la provincia de Ciudad Real.

También denuncia las «malas artes» de la patronal que «pretenden hacer creer que siguen negociando» cuando pretenden «alargar la negociación para desgastar a la parte social».

«Es inaceptable que un sector como el vinícola intente seguir forzando a los trabajadores y trabajadoras para obtener mayores beneficios a costa de sus derechos y de sus salarios» declara Crespo.

Además se suman al llamamiento realizado por Comisiones Obreras y UGT de la firma de un convenio justo y que atienda las demandas de los trabajadores y trabajadoras.

El coordinador regional de IU también ha pedido al Gobierno autonómico que «no financie con los fondos europeos» a una patronal que «es absolutamente injusta con sus trabajadores».

«También son responsables de la despoblación, porque ya son muchas las familias que no tienen un salario digno y se están marchando de la región», explica Crespo.

Por último señala que «la misma patronal se ha quejado de no encontrar mano de obra suficiente durante la campaña de la vendimia, pero deberían reflexionar el por qué no encuentran mano de obra. Tal vez sea por esos salarios indignos que ahora intentan volver a mantener en el convenio del vino».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here