El Gobierno regional apoya al sector del aceite de oliva y afines en las actividades que se llevan a cabo dentro y fuera de la Comunidad Autónoma, siendo Castilla-La Mancha la segunda a nivel nacional en este ámbito, con cerca de 445.000 hectáreas.

De esta forma, la directora general de Alimentación, Elena Escobar, se ha desplazado esta mañana hasta la ciudad de Jaén donde se desarrolla la XX edición de la ‘Feria internacional del aceite de oliva e industrias afines’ (Expoliva), para arropar a las empresas castellanomanchegas que han acudido a esta cita, según ha informado la Junta en nota de prensa.

En este ámbito, la directora general ha resaltado la importancia de este sector, ya no solo a nivel económico, «sino también en lo que conlleva para la fijación de población en el territorio», ya que este cultivo, tras el cual hay 83.000 familias, «está muy ligado al medio rural».

Asimismo, ha detallado que el olivar en Castilla-La Mancha es el cultivo permanente con más superficie en producción ecológica, con cerca de 75.000 hectáreas, «lo que supone la tercera parte de la superficie ecológica nacional dedicada a este cultivo leñoso».

Castilla-La Mancha cuenta con cuatro denominaciones de origen de aceite, Aceite Montes de Toledo, Aceite Campo de Montiel, Aceite de Campo de Calatrava y Aceite de la Alcarria, a las que se suman, según ha explicado Elena Escobar, tres aceites con marca de calidad, como son Aceite Sierra de Alcaraz, Aceite Campo de Hellín y Aceite Valle de Alcudia, recalcando «la importancia del valor de marca para que el producto llegue mejor a los consumidores, que son los que al final adoptan las decisiones».

En cuanto a las exportaciones, Escobar ha recordado que, según los datos de enero a junio de este año, se ha exportado aceite por valor de 127,98 millones de euros, lo que supone un 49 por ciento más que en el mismo periodo de 2019 y un 67 por ciento más que el mismo periodo del año 2020.

En esta edición de la Feria Expoliva, han participado diversas empresas castellanomanchegas de las provincias de Albacete, Ciudad Real, Toledo y Guadalajara, sobre todo dedicadas a la fabricación de nueva maquinaria como vibradores, equipos de filtración o equipos para el análisis de aceituna, orujo y aceite de oliva.

También, dos aceites de oliva virgen extra han obtenido menciones en los XX premios internacionales de la feria a la calidad de los mejores aceites de oliva virgen extra en la campaña oleícola 2020-2021. Se trata de ‘Magnolio’, de Aceites Olivar del Valle de Bolaños de Calatrava (Ciudad Real), que ha obtenido una mención en la categoría de frutados ligeros y ‘Pago de Peñarrubia’ de Hellín (Albacete), que se ha hecho con otra mención especial en los frutados ligeros de producción limitada ecológica.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here