La inestabilidad atmosférica continúa durante los próximos días y, en concreto, hará que la situación se complique con lluvias más fuertes y persistentes en el área mediterránea mientras que las temperaturas serán propias para la época, según ha avanzado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Según los datos que maneja la AEMET del día pluviométrico del 25 de noviembre, que abarca desde las 08:00 de la mañana hora peninsular hasta las 08:00 del día siguiente, la provincia de Cáceres ha registrado importantes cantidades de lluvia: en Piornal se han llegado a los 110 litros por metro cuadrado o en Hoyos, 30 litros por metro cuadrado. También durante el miércoles se han registrado otros fenómenos tormentosos, por ejemplo, en el entorno del suroeste de la Península donde se han contabilizado más de 4.300 rayos y se han observado mangas marinas en la costa de Málaga.

Advertisement

Durante la mañana del jueves, Del Campo ha hecho alusión a la provincia de Málaga, donde se están registrando lluvias fuertes o muy fuertes; o a Tenerife con rachas de viento de hasta 130 km/h registradas en el observatorio de Izaña(Tenerife).

Esta tarde continuará lloviendo «intensamente» en el oeste y sur de Andalucía, y las precipitaciones se extenderán a la zona oriental de esta comunidad. Los chubascos serán fuertes o muy fuertes y persistentes en las provincias de Málaga y Cádiz, aunque no se descarta en otras provincias occidentales andaluzas, al igual que en el entorno del sistema central y en puntos de la meseta sur, así como los Montes de Toledo.

La inestabilidad también se ha trasladado al área mediterránea, donde Del Campo prevé lluvias localmente fuertes y persistentes en el norte de la Comunidad Valenciana y extremo norte de Cataluña. Sin embargo, el portavoz ha indicado que este viernes la situación se «complicará más» en el Mediterráneo. Mientras tanto, en Canarias persistirán las lluvias fuertes y además soplará con fuerza el viento y se podrá superar los 80-90 km/h. Esto provocará el mal estado del mar, con olas de hasta cinco metros en todo el litoral del archipiélago canario.

Por otro lado, este viernes, con las bajas presiones centradas en el mar de Alborán, los vientos rolarán al este, por lo que serán de procedencia mediterránea y las precipitaciones más intensas se centrarán en las regiones bañadas por el mediterráneo desde Almería hasta Gerona y también a Baleares, principalmente a Ibiza y Formentera.

Las lluvias en la Comunidad Valenciana y en las provincias litorales catalanes podrán dejar más de 60 litros por metro cuadrado en doce horas mientras que en la Región de Murcia, Almería, costa de Granada, Ibiza y Formentera se podrán recoger hasta 25 litros por metro cuadrado en una hora.

Por el contrario, las lluvias cesarán en Andalucía occidental y en Extremadura, aunque Del Campo ha matizado que en algunos puntos del centro y este peninsular, especialmente en la cuenca del Ebro, continuará lloviendo.

En cuanto a las temperaturas, descenderán en el este de la Península, principalmente en el sureste, donde la bajada puede ser hasta de 6ºC con respecto al jueves y la nieve aparecerá en las montañas de ese sector a partir de unos 1.600 metros de altitud, igual que en los Pirineos, sobre todo a últimas horas, al ir bajando la cota hasta los 1.600 metros.

Canarias seguirá bajo la lluvia este viernes además de tener nieve en el Teide y en el Roque de los Muchachos a partir de los 2.800 metros. Por su parte, los vientos soplarán fuertes del noroeste en el archipiélago, muy fuertes en cumbres y también vientos del este intensos en el área mediterránea.

LLEGA EL FIN DE SEMANA PERO CONTINÚA LA INESTABILIDAD

De cara al fin de semana, Rubén del Campo ha apuntado que la inestabilidad continuará durante el sábado en las regiones bañadas por el Mediterráneo, sobre todo en el norte de la Comunidad Valenciana y Baleares, donde las precipitaciones podrán ser fuertes mientras que en el resto del tercio oriental irán remitiendo las lluvias a lo largo de la jornada. En el Golfo de Cádiz, al final del día, podrá haber chubascos localmente fuertes.

En el resto de España habrá intervalos nubosos, con pocas lluvias, salvo en el norte de las Islas Canarias montañosas, donde volverá a llover. En general, con los cielos más despejados, las temperaturas diurnas subirán y las nocturnas descenderán pero las heladas, de momento, quedan acotadas a áreas de montaña.

Ya el domingo, con la inestabilidad residual en el norte del Mediterráneo, volverán las lluvias a puntos de Baleares y Cataluña. A su vez, el portavoz ha advertido sobre una nueva borrasca que dejará precipitaciones en el otro extremo de la Península, es decir, en Extremadura y Andalucía occidental, con lluvias que podrán ser localmente fuertes en Huelva y Cádiz.

En el resto de la Península predominará el ambiente despejado con cielos poco nubosos, «como mucho enmarañados», con algunas nubes altas pero Rubén del Campo ha puesto el foco en Canarias donde el domingo lloverá fuerte y se esperan fenómenos tormentosos.

Las temperaturas, en general, subirán por el este de la Península y bajarán por el oeste mientras que los vientos podrán soplar este día fuertes en el archipiélago canario.

De cara al inicio de la semana, se esperan precipitaciones intensas, sobre todo la primera mitad de la semana en el norte de las Islas Canarias y en puntos de Huelva, Cádiz y Málaga, así como en puntos de Andalucía occidental y Extremadura. De cara al jueves o viernes, Del Campo ha advertido que una nueva y «profunda» borrasca, con un frente «muy activo» dejará lluvias y vientos intensos en amplias zonas del país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here