El pasado viernes, d铆a 20, la JCCM public贸 en DOCM el Decreto 9/2020, de 18 de marzo, por el que se aprueban medidas extraordinarias de car谩cter econ贸mico-financiero y de refuerzo de medios frente a la crisis ocasionada por el COVID-19.

Entre otras medidas, este Decreto ordena a las contratas de las Consejer铆as de Educaci贸n, Cultura y Deporte y de Bienestar Social que prestan servicios en centros educativos o sociales actualmente cerrados, que pongan a su personal a disposici贸n de las autoridades sanitarias de la regi贸n.

As铆, atendiendo a los requerimientos de Sanidad, las contratas est谩n ya ordenando a las trabajadoras de limpieza de institutos, colegios y centros sociales que se incorporen a limpiar centros sanitarios.

Antes de la emisi贸n del mencionado Decreto, CCOO-Construcci贸n y Servicios ya remiti贸 a la consejer铆a de Hacienda y Administraciones P煤blicas un escrito en el que se帽al谩bamos que 鈥渓a situaci贸n excepcional en la que nos encontramos ha supuesto el cierre de algunos centros de trabajo frente un aumento de la carga del mismo en otros鈥 y planteamos varias propuestas 鈥渆n aras a que determinados servicios se vean reforzados en la medida necesaria por parte del personal adscrito a las diferentes contratas de la JCCM鈥



Nunca se nos respondi贸 a nuestras propuestas; que hoy insistimos p煤blicamente en reclamar para preservar la salud y los derechos de las trabajadoras de la limpieza -casi todas son mujeres- que ya est谩n empezando a ser llamadas para realizar sus tareas en centros de trabajo diferentes a los que han sido los suyos hasta ahora.

En concreto, es imprescindible que estas trabajadoras reciban, de ser necesario, la formaci贸n precisa para hacer su nuevo trabajo. No es lo mismo limpiar un aula que un quir贸fano; ni es lo mismo limpiar una sala de curas de un centro de salud o una habitaci贸n de un hospital que los pasillos de un colegio o los gimnasios de un instituto.



Por esto mismo, es tambi茅n imprescindible que sus respectivas empresas faciliten a estas trabajadoras los medios, herramientas y equipos de trabajo, as铆 como de los elementos de protecci贸n de su salud, que se requieran en su nuevo destino.

Finalmente, estas trabajadoras deben mantener su categor铆a profesional y seguir realizando las funciones establecidas para esa categor铆a en el convenio colectivo de aplicaci贸n; con los complementos que correspondan a su nuevo puesto de trabajo.


Vin铆cola de Tomelloso

Reclamamos tambi茅n a las empresas que excluyan del llamamiento a aquellas personas de sus plantillas 鈥榚specialmente sensibles a los efectos del Covid-19鈥, incluidas entre los colectivos de riesgo se帽alados por el Ministerio de Sanidad. Y que, en la medida de lo posible, los horarios laborales de quienes se incorporen a nuevos destinos se correspondan con los que ten铆an anteriormente y atiendan en todo caso a las necesidades de conciliaci贸n.

Adem谩s, tal y como ya se帽alamos en su momento a la consejer铆a de Hacienda y AAPP, la empresa adjudicataria en los dos centros afectados, el de origen y el que se refuerza, debe ser la misma, puesto que el personal es de la empresa; y no de la JCCM, que no puede disponer de unas trabajadoras que no tienen relaci贸n laboral con la Administraci贸n Auton贸mica, en caso contrario incurrir铆a en cesi贸n ilegal de mano de obra.



 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aqu铆